platano natural

El potasio está en la ceniza. / JAMES KENNEDYMAURICIO-JOSÉ SCHWARZ

 

Nos ha llamado la atención una iniciativa no del todo nueva pero si muy eficaz que ha tenido un profesor de química en Melbourne, Australia. Con la sencilla idea de que todo es química incluidos nosotros mismos y lo que comemos, James Kennedy ha creado unos posters que simplemente presentan un alimento natural y bajo su imagen describen todos sus componentes.

http://jameskennedymonash.wordpress.com/

 

Así resulta que los huevos que comes tienen ácido octadecadienoico. Los plátanos, E-306 (tocoferol). Los arándanos, hexanal, alfa-terpinaol, benzaldehído y hasta etil-3-metilbutanoato.

 

¿Preocupante? No, en absoluto.

natural platano

Kennedy investigó sus componentes en estudios nutricionales; sus colores y conservantes naturales, en viejos manuales de botánica, y sus sabores, en análisis espectroscópicos de los aromas. Con toda la información, elaboró unos listados de elementos que ni la bolsa de chuches más infame tendría de llevar etiqueta y colgó las imágenes en su blog a finales de diciembre.

Su iniciativa ha sido un éxito total en la red con millones de visitas y medios de relevancia nacional e internacional se han hecho eco de la misma. Vamos que se convertido en una celebrity del mundo educativo.

 

natural frutapasion

 

El geraniol mola. / JAMES KENNEDYMAURICIO-JOSÉ SCHWARZ

 

Kennedy intenta con esta iniciativa combatir la quimiofobia imperante aunque como dice Mauricio-José Schwarz, divulgador científico y colaborador de la revista Naukas y que ha traducido los posters al español los anti-química ya lo han decidido y están más allá de la razón. Incluso cuenta que cuando publicaron los carteles, alguno se lo tomo como la constatación de un envenenamiento generalizado diciendo que demostraban ‘toda la química horrible que le añaden a los alimentos naturales, que de otro modo no tendrían números E y esas cosas’.

 

Pero ambos piensan que al menos esto puede servir para que muchas personas, en especial los jóvenes, tengan elementos para dudar de las afirmaciones más delirantes de los quimiofóbicos e interesarse por la química como una ciencia apasionante.
La quimiofobia azota especialmente el mundo de la alimentación, con cientos de páginas en internet denunciando los supuestos peligros de determinados ingredientes desde posiciones naturalistas y alternativas.

 

natural huevo

 

Como señalan los expertos la propia industria alimentaria tiene buena parte de la responsabilidad en la difusión de la quimiofobia, al utilizar reclamos como el “100% natural”. Es una moda y la mejor manera de fomentarla es atacando a su contrario: lo químico. Términos como ‘sin conservantes’ no tienen como objetivo informarnos sobre la composición de un producto, sino mandar el mensaje subliminal de que en el caso de tener esos conservantes podría haber algún riesgo para la salud.

 

Kennedy por otro lado se muestra en su blog como un gran emprendedor de ideas. Ya tenía otros posters y estos los vende por el módico precio de entre 7.20 $ y 15 $ (suponemos que australianos) en varios tamaños además de ofrecer una tienda on-line con camisetas y bolsas.

 

Visitarlo merece la pena por su frescura y sus ideas.