Acceder

Salvada gracias a un cráneo de plástico impreso con técnicas en 3D

Primero fue el maxilar inferior de una octogenaria holandesa; después vinieron una rodilla, una pelvis y la reconstrucción del rostro de un motorista británico que se reventó literalmente la cara. Y esta misma semana se ha sabido que hace tres meses una paciente holandesa se convirtió en la primera persona en el mundo a la que se le ha sustituido el cráneo completo por una prótesis obtenida a partir de una impresión en 3D, la nueva técnica que está revolucionando a marchas forzadas el mundo de la cirugía reconstructiva.

Salvada gracias a un cráneo de plástico impreso con técnicas en 3D
27 marzo, 2014
Compartir